La Justicia europea exige que la indemnización sea igual para temporales y fijos